Revelando recuerdos.

Revelando recuerdos.

Páginas vistas en total

jueves, 19 de abril de 2012

Opaca



Yo sé, que tras estos cráteres


con precisión matemática


se halla la ecuación de la existencia.


La veo desde un papel de burbujas


que revientan con sus filtraciones


las luciérnagas.


Intuyo los profusos y timbrados


besos de los amantes,


y mis ojos se quiebran en el fuego.


Mis tiempos, piden sus panes


y se niegan


a aceptar este desaire en mis olvidados labios.


Las voces de las madres arrullando a sus hijos


horadan mis entretelas


a tal punto, que muero en las aceras


pisoteada como una hormiga


con las cáscaras de mis delirios a cuestas.


Las manos entrelazadas se hacen


nudos en mi garganta,


y los abrazos...


cordeles suicidas de mis carencias.

Mi estúpida manía de no ver más allá


mi estúpida manía, de no ver más acá.


Vivo, en el año primero


después de Sara,


en una gélida incubadora de calaveras


inoculando en vena el silencio.


Voy salpicando con mi desencanto


el vestido de primavera de la gran madre naturaleza


y tiro de él , para que me acoja en su regazo


perfumando con su sándalo los augurios.


Tengo miedo a toparme de bruces


conmigo misma


a la vuelta de cualquier esquina,


y construyo mi mundo a la medida


de una guerrilla sin cuartel.


La cara pintada con la tinta cósmica


de un pusilánime karma.


Y oculta, en mis amoratados pulmones,


una granada de mano a punto de reventar


cuando pase la vida




y quiera, alistarme en sus filas

No hay comentarios:

Publicar un comentario